Continúa esta historia cuyo protagonista es un motociclista en el desierto

Cuento en construcción

Te invitamos a continuar esta narración que apenas comienza. Cualquier cosa puede suceder todavía. Este ejercicio está abierto de forma indefinida y una vez sepamos el final de la historia le inventaremos títulos. ¡Participa e invita a tus amigos también!

El cielo estaba despejado en su mayoría, al igual que la carretera. Eran sólo él, su motocicleta, el viento y el desierto: ¡Libertad total! Después de pasar una curva, una recta de por lo menos cinco kilómetros se vislumbra, con un espejismo al final. Presiona el acelerador hasta el fondo, el motor se escucha rugir…

5 Comments

on “Continúa esta historia cuyo protagonista es un motociclista en el desierto
5 Comments on “Continúa esta historia cuyo protagonista es un motociclista en el desierto
  1. Nunca había sentido tanta paz, no le importaba dejar atrás toda su vida: familia, amigos, trabajo. No regresaría jamás, sabía que todos juzgarían sus actos, pero su deseo de cumplir con su destino era más grande que sus afectos y responsabilidades.

  2. Sin embargo,al sentir el aire caliente venían a su mente ,los recuerdos de ella.
    Ese calor de su aliento ,de su cuerpo .Cerro los ojos por un momento ,no pudo evitar estremecerse y eso no era bueno.Debia dejar todo atrás ,no había otro camino que ese que se presentaba ante el.
    Movió la cabeza,en un intento por sacudir de su mente aquellos pensamientos.
    Ahora,tenía que resolver su futuro,aunque no sabia como,era obligatorio encontrar lo que buscaba…
    …obligatorio?

  3. Habian transcurrido las horas y los dias,hasta hoy todo había marchado bien ,disfrutaba el paisaje y la soledad ,el silencio y la paz ,había encontrado la calma que necesitaban eso era sumamente grato.
    Alcanzo a ver las luces de la población a la que se acercaba,cuando empezaba la noche,bajo la velocidad,ahora estaba a unos metros de su destino y temía el encuentro.
    Ahora mismo dudaba de hacerlo,que era lo correcto? Se preguntaba una y otra vez,Talvez fuera mejor dejar las cosas como estaban o no?

  4. Regina era bella,presumía la juventud de sus veinte años.Vivia con sus padres y su pequeña hija a resueltas de una relación fallida.Repartia su tiempo trabajando en una fabrica y la atención a la pequeña.Asi,dia tras dia de casa a su empleo y viceversa ,abordando un autobús viejo y maltratado por el uso.
    Aquel dia cambio su rutina,se olvido de las incomodidades al llegar y verlo a el,ahí estaban esos ojos mirándola,provocando una emoción intensa en ella,supo entonces que era el,el aquien había esperado,a quien había soñado tantas veces en una imagen sin rostro,era extraño el encuentro pero sus almas se habían reconocido.
    Todo paso rápido ,sabían que asi debía ser y se amaron.Disfrutaban mirándose a lo lejos ,acariciando sus manos en cualquier oportunidad,y al final de la jornada se reunían para abrazarse fuerte.
    El encuentro fue inevitable ,ambos lo deseaban y aquella noche sus cuerpos fueron uno …

  5. No podían pedir mas ,porque no había nada mas allá de su amor.
    Víctor era un joven entusiasta ,de carácter firme y seguro de si,enemigo de las injusticias,razón por la cual,despues de numerosos altercados fue despedido de su empleo.Aquello no fue suficiente para separarlos,ya que cada tarde el esperaba a Regina ,hasta que ella compartió la misma suerte.Ese echo solo fue un obsequio ya que disponían de mas tiempo juntos.una tarde que salieron a pasear ella,como siempre llego acompañada de la pequeña y el tambien con su hijo,mientras los chicos jugaban ellos los miraban y se contemplaban como una familia feliz ,decidieron entonces que había llegado el momento de compartir sus vidas y comenzaron a planear el futuro juntos,organizaron todo para reunirse al dia siguiente y cuando estaban seguros de cada detalle se unieron a los niños y jugaron con ellos entre risas y gritos de alegría .Llego asi el momento de la despedida,se separaron esperando que pasara pronto el tiempo,ansiaban la mañana del dia siguiente para no separarse mas.

Deja un comentario